fbpx

Etiquetado: 

Viendo 4 entradas - de la 1 a la 4 (de un total de 4)
  • Autor
    Entradas
  • #16154
    Gustavo HernándezGustavo Hernández
    Participante

    La meditación comenzó a gustarme para habitar mis pensamientos; para permitirme ser atravesado por ellos sin ser arrebatado por ellos. De hecho, profesor, la meditación metta bhavana que más me ha gustado es la que tan amablemente nos has compartido en tu blog. Me ha servido ser constante con una app llamada Pura Mente, pero también he descubierto que me gusta meditar sin sonidos artificiales ni guía, sino solo escuchando y visualizando internamente mis pensamientos, permitiéndome discurrir entre ellos, como si de un flujo se tratase, pero que no me incordia, puesto que no me anclo en ellos. Me ha gustado tanto que ya me hice mis japa mala, y hace tiempo que escribo por la mañana y por la noche; la primera como prefiguración, la segunda como una observación que evalúa sin tonos de reproche, sino, ciertamente, con un ánimo de indulgencia para desarrollarme al día siguiente. Tanto si lo logro como si no, el objeto de esto es poder hacerme consciente de algún comportamiento para atajarle terreno, esperando ser más hábil al detener mi asentimiento frente a las representaciones, tarea que en el papel parece simple, y que de hecho lo es, mas requiere práctica, como el ejemplo que pones en las primeras sesiones sobre un artista marcial que ya no cierra los ojos cuando le lanzan una botella. Es algo que toma tiempo, y que los estoicos estarían de acuerdo en nombrar con una palabra: ejercitación. Ejercitación en todo sentido, siendo ellos corporalistas.
    Tengo un amigo a quien cerrar los ojos para meditar le parece pasivo. Mediante la meditación, descubrí que no se puede ser pasivo; pacífico, no obstante, la mente no da tregua. La meditación también me ha ayudado a relajarme en momentos de tensión, a responder de forma más apropiada, sea de manera física o verbal, puesto que he notado como si esto, de alguna manera, hubiera moldeado mis movimientos corporales y mis expresiones, volviéndome más benévolo conmigo y con otras personas, incluso con insectos que antes me parecían despreciables, pero que ahora comprendo como criaturas que están ahí cumpliendo la función vitalista de un entorno vivo; una homeostasis cósmica de la que no estoy escindido, así como Marco Aurelio nos recuerda cuando reflexiona que una rama separada del árbol muere, pero que cuando es parte de él cobra una función para el árbol y para el Cosmos. Me cuesta, sin embargo, ser más sociable, no porque sea huraño ni porque odie a mis congéneres, sino porque me agrada la soledad; después de todo nunca estoy solo, si estoy conmigo.
    Resulta en un trabajo constante con uno mismo, y pienso que se debe a que hemos sido expuestos a tantas improntas erróneas, que cuando encontramos estas filosofías, tenemos mucho que quitar, aunque, francamente, a mí me parece que el alma es como un muro al que se le instalan ladrillos y al que ya no se le pueden quitar (¿cómo le quitas un ladrillo al alma?), más bien nos queda ver qué hacemos con lo que hay, o bien, ver qué hacemos con lo que hicieron de nosotros, por citar a Sartre. Esto también me recuerda a la Tabla de Cebes, donde se dice que el ser humano, apenas entra a la vida, se encuentra con el Error, quien le da a beber un brebaje, cuyo contenido es la Mentira, y aunque es posible deshacerse de ese veneno, es tan fuerte que toma toda una vida expulsarlo. La mayoría muere con él. Espero no ser uno más.
    Agradecido estoy con este curso. Tengo ganas de volver a tomarlo más adelante para afianzar las enseñanzas.

    Muchas gracias, profesor ñ.ñ/

    #16158
    Gabriel Schutz
    Superadministrador

    Hola, Gustavo.

    Qué gusto leer este mensaje. Disculpa que esté contestando con un poco de retraso, estuve fuera y apenas me voy poniendo al corriente.

    En tu texto haces un recorrido y una descripción de los distintos estilos de meditación, desde Metta Bhavana hasta las meditaciones estoicas, consignando sumariamente cómo has incorporado cada uno de estos ejercicios (o cultivos) y qué beneficios observas. Es magnífico que te hayas dado a la tarea de explorar todo con detenimiento. Sin embargo, es importante que, una vez hechas estas exploraciones, te concentres en lo fundamental. Metta se integra fácilmente con las anticipaciones o las evaluaciones vespertinas. En cuanto a la meditación en sentido budista, desde luego que no tiene nada que ver con relajarse o hacerlo escuchando música. Dependiendo de la tradición, la instrucción será, o bien observar los pensamientos, o bien observar la respiración, o bien volvete UNO con la respiración, como sugiere el zen. Es importante que te decantes por una técnica y la explores a fondo. Y, de ser posible, que busques un grupo al que incorporarte, con un maestro o maestra serios.

    Es verdad que deshacerse de toda la morralla que hemos acumulado es el trabajo de una vida entera (o de varias, de acuerdo con el budismo antiguo), pero al mismo tiempo es tan notable la ligereza que se adquiere al dejar atrás ciertos lastres, así no sea todo el lastre que cargamos, que sin duda vale la pena.

    Puedes ver el curso las veces que quieras. Estoy para ti.

    Un saludo afectuoso.

    PD. Si puedes dejar un review del curso, eso ayuda a darle fuerza. En la última lección se dice cómo hacerlo. Gracias.

    #16159
    Gabriel Schutz
    Superadministrador

    En cuanto a la soledad, es una disposición típicamente filosófica. Schopenanhuer y Nietzsche, entre otros, insisten en esto.

    También puede resultarte útil recordar este fragmento de Séneca:

    También hay que replegarse sobre uno mismo, pues el trato con gente muy dispar perturba lo que es coherente, renueva las pasiones y ulcera todo lo que es débil y no bien curado de nuestro espíritu. Sin embargo, hay que mezclar y alternar la soledad y la compañía. Aquélla provocará en nosotros la añoranza de los hombres, ésta la de nosotros; será la una remedio de la otra, el odio a la masa lo curará la soledad, el tedio a la soledad, la masa. / Sobre la serenidad (De tranquillitate animi), 17.3

    #16198
    Gustavo HernándezGustavo Hernández
    Participante

    Muchas gracias, profesor. Atesoro las enseñanzas, y claro que volveré a tomar los cursos para afianzar el aprendizaje. Muy buen día.

Viendo 4 entradas - de la 1 a la 4 (de un total de 4)

Debes estar registrado para responder a este debate. Login here